La cancha

Jacqueline Mollocana es otra joya de la lucha olímpica

Jackeline Mollocana es otra joya de la lucha olímpica

Jacqueline Mollocana es otra joya de la lucha olímpica. La deportista nacida en Quevedo se consagró campeona en la división de los 50 kilogramos en los Juegos Sudamericanos de Asunción y redondeó su gran año porque también logró oro en los Bolivarianos de Valledupar.

Mollocana tiene sangre de luchadora y se enamoró a los 10 años en su natal Quevedo en una exhibición de la disciplina. Entendió que para llegar a lucirse debía tener una vida de sacrificios y disciplina. El primer combate que tuvo que enfrentar fue distanciarse un poco de su tierra.

El punto más cercano que encontró para comenzar a practicar la lucha fue La Maná. Allí halló gimnasio e infraestructura. Entró en los registros de la Federación Deportiva de Cotopaxi y comenzó a labrar su propia historia. “Uno de mis primeros logros fue la  medalla de bronce en los XI Juegos Sudamericanos Cochabamba 2018 (Bolivia)”, dijo la deportista, de 28 años en un video de la Federación de Cotopaxi.

Jackeline Mollocana es otra joya de la lucha olímpica

Curiosamente estuvo cerca de dejar la lucha a los 12 años. Sin embargo, el apoyo de su madre, Maritza Eleno, fue fundamental para que retomara la actividad. Su autodisciplina también fue clave para que terminara el colegio y con sus logros deportivos conseguir una beca deportiva.

Optó por estudiar sicología y eso demandó otro esfuerzo adicional. De lunes a viernes entrenaba duro y los fines de semana comenzó a viajar a Ambato para asistir a las aulas universitarias. Por las participaciones internacionales comenzó a tener relación con Lucía Yépez y Luisa Valverde. Han comenzado a tener una amistad especial.

La gran ilusión de ‘Jacqui’, como le conocen en su círculo interno y de amigos, es clasificarse a los Juegos Olímpicos. Está convencida que está en plena madurez de su carrera deportiva. “Muy feliz por las medallas de este año. Todos los días entreno con la motivación de salir adelante”, contó emocionada tras el último oro en Asunción.

Ella sabe que tendrá un 2023 bastante exigente con competencias locales y en el extranjero que demandarán viajes, entrenamientos y extenuantes jornadas. Estudiar sicología le ha dado mucha fortaleza mental y le ha servido para formar su carácter con la dureza del deporte.

A ella siempre le llamó la atención los deportes de combate. En un momento de su vida coqueteó con el boxeo, pero finalmente se quedó con la lucha. Sueña con bañarse en oro en los Juegos Olímpicos de París.

Jackeline Mollocana es otra joya de la lucha olímpica

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

 

3 pensados en “Jacqueline Mollocana es otra joya de la lucha olímpica

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

P